Los efectos secundarios positivos que pueden traer las vacunas contra el COVID-19

Compartir:

Las vacunas contra el coronavirus podrían traer más consecuencias positivas aparte de la inmunización contra la enfermedad, es este mismo modo lo informaron diversos estudios y medios internacionales

Según relata Daily Mail, Joan Wakefield, un hombre de 72 años, dejó de sentir el dolor que le provocó una compleja operación a la rodilla una vez recibió la primera dosis de la vacuna AstraZeneca, “todo había desaparecido” declaró esta persona a quien el procedimiento quirúrgico le impidió caminar por seis meses.

Generalmente se entienden de manera negativa los potenciales efectos secundarios de la inyección. Sin embargo, aquello no es siempre así, pues existen algunos que son beneficiosos para otros padecimientos de quienes las reciben.

Además de este caso, el periódico Británico expuso los casos de otras personas que también se vieron beneficiadas, como gente con la enfermedad de Lyme, con manchas en los brazos, piernas y abdomen, vértigo y cáncer de vejiga. Incluso un estudio israelí mostró que podría reducir la posibilidad de desarrollar alzheimer.

Esto abre la puerta a que se investiguen distintos usos para este tratamiento que den con la cura de otras enfermedades que nos aquejan como humanidad. Sin embargo, es importante estudiar todas estas posibilidades con un grupo mayor de personas para comprobar si puede o no servir de base para curar padecimientos aparte del COVID 19.

Para Sheena Cruickshank, inmunóloga de la Universidad de Manchester y citada en el artículo mencionado del Daily Mail, el motivo de todo esto se puede encontrar en lo emocional. “La pandemia ha sido tremendamente estresante y, a menudo, subestimamos el efecto del estrés en nuestro sistema inmunológico”

No obstante, pese a estas cifras positivas, el Estudio sobre Acceso y Uso de Información sobre Covid-19 (EIS COVID), dirigido por la Universidad Diego Portales (UDP) y la Universidad de Santiago (USACH), muestra que los chilenos cuentan con un alto nivel de información y percepción de riesgo del virus, al punto de casi sentirse sobrecargados de ella, pero no están muy dispuestos a vacunarse, pues reveló que sólo un 54% se inocularía, dentro de este año sabremos si finalmente se cumple esta estadística.

close

Suscríbete a nuestro newsletter para obtener las ultimas noticias!

Comparte este título en tus redes